Páginas vistas en total

Follow by Email

viernes, 3 de julio de 2009

Ganan los indios

Hace unos cuantos años, Sr. Paraguas era un papeleo indescifrable, una ilusión con pátina de miedo. Sofía Castañón era una poeta prometedora que me pasaba versos vía mail y Juan Tizón un loco que vivía en Súper 8. Nos juntábamos por la noche en los tejados –gatunos somos- y desayunábamos churros duros. Más de una vez rompimos cuerdas juntos, en aquellos tejados, este que escribe y un tal Víctor García Méndez. También lloramos, bebimos y cantamos boleros. E incluso fuimos extras de videoclip para el tercer single de un chaval que estaba empezando: Pablo Moro –al que yo recluté, sabiamente, para mi primera locura discográfica, aquel Lavidadealquiler-. Creo que alguna mañana coincidimos entre vasos de plástico con otro juntaletras dylaniano que decía apellidarse Valdés, como el café (Mucha lluvia tuvimos que aguantar aquel verano que empezó en Luanco... ), al que conocí en un bolo de Quique González, ese tipo que escribió lo de Hey, no hay mucho que hacer aparte de estar despiertos en la cama, verso que aparecía en un poemario formato word que llegó a mi correo electrónico desde el remitente Pablo Texón, un tipo pelirrojo con aspecto de crooner galés que empezaba a cortar la pana con palabras en llingua asturiana, igual que Vanessa Gutiérrez, de los Gutiérrez de toda la vida, con sangre de Urbiés, como el que escribe.

Hace unos cuantos años, como decía, lo único que teníamos eran sueños. Hoy día, por hablar sólo de algunos –que mi familia somos muchos más-, Sofía Castañón tiene dos preciosos libros en las librerías y más que prometer, confirma lo que todos sabíamos. Junto con Juan Tizón y otros gatos conforman la productora Señor Paraguas, productora que ya no tiene sitio donde guardar sus premios AMAS, premios que Pablo Valdés y Pablo Moro acumulan, a dos por barba, como estrellas del rock and roll que son; rock and roll que destilan los versos de Pablo Texón, el mejor poeta joven –lo de joven no lo tengo muy claro- de la actualidad y Premio Teodoro Cuesta 2006, igual que Vanessa Gutiérrez, Premio Teodoro Cuesta 2003. Víctor García Méndez no tiene premios ni los quiere. Él simplemente escribe y suma torpemente horas con los dedos... como a mí me gustaría hacer.

Estos son sólo algunos de mis amigos, los que primero me han venido a la mente, los que puedo unir en una fotografía de hace unos cuantos años. Y vienen a cuento porque son días malos, días duros, de manos sucias y lágrima fácil. Ellos siguen en el ring, en la pelea, contra viento y marea, cueste lo que cueste. Y por ellos tengo que seguir, porque sí, porque es verdad, porque a veces, en esta película de vaqueros, ganan los indios

10 comentarios:

N. dijo...

Yo conocí tu música a través de Pablo Moro, al que m encontré, visual y musicalmente hablando, haciendo zapping y tomándome con el concierto de Radio 3 en la 2. Y me quedé con su nombre. Pablo Valdés se me apareció en forma de archivo winrar, buscando una grabación inédita en la mula... En un concierto en Gijón donde tocaba una de Quique. Y fui descubriendo vuestra relación de 'fotomatón' en 'fotomatón' en EFE EME. Y en los tres casos pensé, "joder, qué descubrimiento".

Anímate, todavía nos faltan más canciones.

Lau dijo...

Qué bueno... con esos amigos, todo tejado es amable.
Hoy pasaré el día en Gijón, con mis particulares indios de la guardia, pero si te apetece tomar un café/caña mañana por la mañana, igual se podía gestionar acercarme a Oviedo... Llámame si puedes y te apetece.
Mil besos, ánimo con la vida y sus azares!

Pablo Texón dijo...

"Encajando golpes sin llegar a caer", you know...

Sos ídolo, flaco.

Jenny jirones dijo...

Gracias por el revelado de aquella foto. De aquellos días. Y de los que ahora nos vienen.
Just keep that, man.

Anónimo dijo...

Como diría aquel ni son todos los que estan,ni estan todos los que son.

That´s life.

No dejes de luchar,hay gente que espera tu "exito"

DavidF dijo...

¿Por que nos caemos?, para aprender a levantarnos, sino seria imposible conocer la sensacion de vertigo que produce una caida, y saboreariamos muchisimo peor la subida.

Los grandes, los verdaderamente grandes, lo fueron y lo son, por haberse caido infinidad de veces... acto imprescindible para que vos "flaco de turon" sigais creyendo en vos mismo.

Apuntatelo, y contesta aunque sea para decir que no, que tu y yo ya nos entendemos ¿ok?

Un enorme abrazo brother

Marta dijo...

primero conoci a Pablo Moro cantando "Maria" con Melendi pero pase un poco. 2años después en San Mateo con Smoking Point recien salido del horno, me fuy al concierto de Pablo en la catedral y me encanto. año y pico después de escucharlo me dio por mirar en cierto programa de descargas y me encontre con una que no me sonaba decía así: "perdido en tú equipaje" me la baje bajo la voz de Pablo M. hasta que vi que ponía versión Alfredo G. y ahy te empece a escuchar y me encantaste.a Pablo V. lo conocí x el periódico y luego me entere que es primo político de una compañera de trabajo de mi madre.un beso.
Gracias x tu música y no te caigas que estamos aqui.chao.

DavidF dijo...

Un Hombre Llamado Caballo, Bailando Con Lobos, Soldado Azul, Pequeño Gran Hombre.....

Vivos ejemplos del cine y la literatura que nos enseñan cuando los indios ganan (o pierden), que es lo que realmente necesitamos reflexionar.

Animo flaco, tenemos que tomar unos whiskys en la taberna.

Capitán Clostridium dijo...

He arrivado a esta servilleta de casualidad. Me ha gustado leer tu entrada, evocadora de los tiempos de tejados, de canciones y de noches en vasos de plástico. Muy bohemio y, a la vez, relatas la dureza -agría y dulce- de los comienzos.
Yo no tengo con quien compartir mis canciones -que no son la canción del pirata- en este barco sin fronteras.

mileuristaporuntiempo dijo...

ganan los indios...como te ganaste al público en aquel concierto de Infiesto, como ganaste esi premiu que te hizó ser portada...¡y a color!, ganan los indios como cuando ganste hablanco con aquel chico que llevaba tu música en su móvil y no sabía que eras tu, ganan los indios como aquel año donde tú me ayudaste a ganar la batalla más dura de mi vida...y ganan, como ganaste al conocer a todos los que te rodean....y es que...ya no toca perder.

Besos, muchos besos.




pd-->ya me vale...te veo en luanco, oviedo, infiesto....y vienes a Gijón y el cansancio me puede y me quedo dormida!